critica oviedo express
Búsqueda general

Oviedo Express (2007) 09/12/2008
Una crítica de Aurea García Fernández

Año: 2007   Guión: Gonzalo Suárez   Música: Carles Cases   Fotografía: Carlos Suárez   Título original: Oviedo Express
Intérpretes:

Referencias externas cineastas:

Ingmar Bergman

Woody Allen

Referencias externas películas: Sonrisas de una noche de verano, El séptimo sello, Vicky Cristina Barcelona


Si hay en el cine español un director peculiar ese es sin ninguna duda Gonzalo Suárez que una vez más nos ha sorprendido con su "Oviedo-Express" que tanto irritó a la crítica y que tampoco debió entusiasmar al respetable porque duró un suspiro en las carteleras o ¿fueron, tal vez, los críticos los que desanimaron al personal a pasarse por los cines?




Un tren de los de las "pelis" de toda la vida o sea "a vapor" irrumpe en la noche ovetense con un cargamento muy especial: una compañía de teatro, invitada por el Ayuntamiento, viene a representar una "modernísima" versión escénica de la emblemática (sobre todo para la capital asturiana) novela "La Regenta" en el también emblemático "Teatro Campoamor".

Uno de los actores conquistará el corazón de la joven esposa del alcalde con lo que de algún modo se reproduce en un juego de espejos "otra" versión, esta vez bien "real" del clásico de Clarín.

La película tiene una frescura, una liviandad, un desmadre más propio de un joven director que del ya septuagenario Suárez que pasa del vodevil a la alta comedia e incluso al drama y al "thriller" en un entramado lleno de guiños literarios y cinematográficos que seducen como en un juego alocado y encantador. Por ejemplo, a mí concretamente y salvando todas las distancias que haya que salvar, me remitía al Shakespeare de "El Sueño de una Noche de Verano" o a otra de sus secuelas aquella película de Bergman que se llamaba, creo,"Sonrisas de una Noche de Verano" en la todos se acostaban con todos por no hablar del "Séptimo Sello" y su Juego del Ajedrez aquí trasmutado en el más humilde Juego de la Oca que Víctor (Abel Vitón) un magnifico secundario de la compañía consulta continuamente para luego formular nefastas predicciones.

Suárez ha definido su película como una tragicomedia coral y efectivamente los actores de la compañía salen del escenario para inmiscuirse en las vidas de los pacíficos ciudadanos ávidos de novedades dando lugar a divertidos o dramáticos sucesos viajando a través del tiempo, mezclando cine con teatro sin olvidarnos nunca, claro, de la literatura y hasta del folklore (el desfile de gaiteros más verosímiles que el flamenco que inserta Woody en su"Vicky...") o sea un trepidante y divertido canto a la ficción. Y ya que hablamos de Woody hay que decir que Suárez usa su archiconocida estatua como soporte y mudo confidente del pobre Alvaro Mesía, el seductor, el donjuan (estupendo Jorge Sanz) actor de la compañía al borde del suicidio porque la "estrella" de la misma ya no le hace caso (nunca había visto tan bien ni en cine ni en teatro a Aitana Sánchez-Gijón).

De modo que los actores funcionan de maravilla en cualquiera de los registros que les asigna el director así Carmelo Gómez impagable en sus declamaciones como ególatra primer actor de la compañía en su papel de Magistral (que ya hizo en TV como Aitana de Regenta) arrastrando su capa por la ciudad (desternillante la rueda de prensa) o como seductor irresponsable de la mujer del alcalde (extraordinaria la joven actriz Bárbara Goneaga) o su pizpireta madre muy bien servida por la siempre eficaz Maribel Verdú o Ernesto Villamarín como alcalde o su intrigante y seductora secretaria disfrazada de actriz hollywoodiense Najwa Nimri o la joven secundaria Silvia Marty. Todos estupendos.

La película no deja títere con cabeza en mil guiños y alusiones de todo tipo a las relaciones familiares, personales, políticas, profesionales, etc. impregnado todo ello de fino erotismo y humor inteligente. ¿Entonces?,¿de qué "despotricaré" yo?. Cortázar dijo, ya en 1978,(ha llovido ¿eh?) refiriéndose a la obra de Suárez que su actitud tránsfuga y fantasmal inquietaba y enojaba a los críticos amantes del orden, los géneros y las etiquetas...a lo mejor es que yo no soy de esos suponiendo que yo pudiera ser un crítico pues a mí Suárez siempre me ha interesado e incluso, como es el caso, divertido y encantado por lo que ,lo siento, una vez más, pido disculpas a este benevolente "web despotricadora".

Esta crítica de Oviedo Express ha sido leída 1197 veces.

Ha recibido 15 votos y está valorada con un 7,07.

¿Cuál es tu valoración de esta crítica? Anímate a votar

Tu voto:


La web de El Despotricador Cinéfilo utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. X Cerrar